Published On: Mié, Sep 12th, 2012

Menos familias en ceremonias por el 11 Septiembre

Share!

NUEVA YORK. AP. Los dolientes siguieron pronunciando discursos entre lágrimas para sus seres queridos. Continuaron las ofrendas de flores y fotos, así como los actos en que se guardó un minuto de silencio.

Pero 11 años después de los ataques del 11 de septiembre de 2001, los estadounidenses parecieron entrar el martes en un capítulo nuevo de luto colectivo por los peores atentados contra Estados Unidos en la historia.

Al igual que en años anteriores, miles de personas se reunieron en el Centro de Comercio Mundial de Nueva York, frente al Pentágono de la capital estadounidense y en lo que solía ser un maizal en Shanksville, en Pensilvania, para leer los nombres y apellidos de casi 3.000 víctimas que perecieron en los atentados. Hubo música solemne, campañas que tañeron y plegarias.

Pero el número de asistentes fue menor al de otros años, las ceremonias fueron menos elaboradas e incluso algunas ciudades cancelaron sus actos.

Un año después del hito que representó el décimo aniversario de los ataques, algunos consideraron que estos actos han llegado a una nueva etapa en el aspecto emotivo.    “Es la naturaleza humana. La gente sigue adelante”, consideró Wanda Ortiz, de la ciudad de Nueva York, cuyo marido Emilio pereció en la torre norte del Centro de Comercio Mundial, con lo que quedaron sin padre sus mellizas de 5 meses. “Ahora mi preocupación consiste en… cómo mantener viva la memoria de mi esposo”.

Fue también un año en que los políticos decidieron ocupar un lugar secundario respecto de las familias de las víctimas. Ninguna autoridad electa habló durante la ceremonia de tres horas y media en Nueva York. El mandatario Barack Obama y el candidato presidencial republicano Mitt Romney retiraron los anuncios más críticos de su campaña, y optaron por no realizar concentraciones públicas.

Obama colocó una ofrenda floral durante la ceremonia en el Pentágono y visitó a los soldados heridos en un hospital en Maryland. Y más allá de las víctimas de los atentados de 2001, se prestó atención a las guerras que siguieron, en Afganistán e Irak.

En Middletown, Nueva Jersey, una comunidad-dormitorio que perdió a 37 habitantes en los atentados, los funcionarios locales depositaron una ofrenda en la entrada del parque, en una ceremonia silenciosa y poco concurrida. El año pasado, asistieron 3.700 personas que recordaron a sus seres amados con discursos, música y la lectura del nombre de cada víctima.

“Este año, creo que lo pequeño tuvo más significado”, dijo el vicealcalde Stephen Massell.

Pero algunos manifestaron su preocupación de que haya comenzado una tendencia en que el 11 de septiembre de 2001 terminará por borrarse de la memoria.

“Han pasado ya 11 años”, dijo Michael Reneo, cuya cuñada Daniela Notaro murió en las Torres Gemelas. “Y desafortunadamente para algunos, la realidad de aquel día parece desvanecerse a medida que pasan los años… Espero que nunca perdamos la atención sobre lo que realmente ocurrió aquí”.

Miles habían asistido a la ceremonia en Nueva York en los años anteriores, incluido el décimo aniversario. El martes, un grupo de unas 200 personas creció a un millar cuando avanzó la mañana. Muchos familiares colocaron rosas y mensajes junto a los nombres de los fallecidos, en el monumento del 11 de Septiembre. Unos cientos asistieron a las ceremonias en el Pentágono y en Shanksville, menos que en los años anteriores.

Mientras las gaitas se escuchaban en el monumento en Nueva York, inaugurado hace un año, familias con globos, flores y fotos de sus seres queridos inclinaron las cabezas en silencio a las 8:46 de la mañana, el momento en que el primer avión secuestrado se estrelló en contra la torre norte del Centro de Comercio Mundial. Las campanas doblaron para marcar el choque contra la segunda torre, el Pentágono y el paraje en Pensilvania, así como para rememorar el momento en que cada torre se derrumbó.

El presidente y la primera dama Michelle Obama colocaron la corona de flores en el Pentágono, sobre una losa de concreto con la inscripción “Sept. 11, 2001 — 937 am”. Más tarde, Obama recordó el horror de los ataques y dijo: “Nuestro país es más seguro y nuestro pueblo es resistente”.

El vicepresidente Joe Biden recordó a las 40 víctimas del avión que cayó en el sembradío al sur de Pittsburgh. Afirmó que, 11 años después, le queda claro que los recuerdos no se han borrado.

“Este día es tan monumental para todos ustedes y para cada una de sus familias como ha sido cualquier otro 11 de septiembre”, aseguró.

Familiares de las víctimas en Nueva York comenzaron el solemne ritual de leer entre lágrimas los nombres de los cerca de 3.000 muertos, con mensajes personales a los familiares y amigos que perdieron.

Juan Torres era demasiado joven para recordar a su tío Luis.

“Pero después de todas las historias que escuché, sé que era un buen hombre”, dijo. “Aunque se lanzó del edificio, sé que Dios lo esperaba abajo y lo atrapó en sus brazos”.

———    Los periodistas de Associated Press Verena Dobnik, y Alez Katz en Nueva York; Wayne Parry en Atlantic City, Nueva Jersey; Katie Zezima en Middletown, Nueva Jersey; Steven Hurst en Washington; Joe Mandak en Shanksville, Pensilvania; Brock Vergakis en Norfolk, Virginia, contribuyeron a este despacho.  FUENTE HOY.COM.DO

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

SLIDE FOCUS INGLES ONLINE
BANNER HOTEL MARACAS PUNTA CANA