Published On: Sáb, Oct 13th, 2012

Un Nobel de aplausos y polémicas

Share!

La concesión del Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea ha cosechado numerosos aplausos entre los Gobiernos de todo el mundo, pero también ha sido recibida con críticas por parte de algunos políticos europeos.

A favor 

Países y personalidades de América celebraron la concesión del Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea, al destacar el mérito de sus Estados y habitantes en la instauración de la paz y la democracia en el Viejo Continente.

La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, felicitó a la UE y destacó que la Europa «pacífica» y «unida» del siglo XXI «no sucedió por coincidencia», sino que es fruto del «trabajo duro y la dedicación de los líderes y ciudadanos» de todo el continente.

«Si das un paso atrás y miras lo que ha sucedido en Europa en los últimos 60 años desde el final de la Segunda Guerra Mundial es un logro notable», dijo por su parte el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney.

A través del proyecto de la UE se «ha demostrado que la solución de diferencias a través de la política es un camino mucho mejor que a través de la guerra», afirmó el portavoz del presidente de EEUU, Barack Obama, galardonado con el Nobel de la Paz en 2009.

La canciller de México, Patricia Espinosa, señaló al felicitar a la UE que el galardón es un «atinado reconocimiento» a los Veintisiete por «su labor por la paz, la reconciliación, la democracia y los derechos humanos en Europa».

El obispo mexicano de Saltillo, José Raúl Vera López, uno de los aspirantes a ganar el Nobel de la Paz, según la televisión pública noruega NRK, también celebró la concesión del galardón a la UE, al señalar asimismo que era algo «muy atinado».

El Nobel de la Paz a la UE es «un llamado a la conciencia política» que celebra «la democracia, el cuidar la reconciliación» la capacidad de «resolver conflictos» y «las relaciones» entre los países europeos, indicó el defensor de los derechos de los migrantes y los trabajadores de escasos recursos, especialmente los mineros.

Desde Nueva York, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, subrayó que «la UE juega un papel central en ayudar a construir la paz, a salvar vidas, promover los derechos humanos y apoyar el desarrollo social y económico en el mundo».

Ban calificó a la UE como un «socio indispensable» de Naciones Unidas que ha logrado más que su «sueño fundacional» de forjar un continente «unido y pacífico» tras dos guerras mundiales y se ha convertido en «motor de integración» uniendo naciones y culturas.

El máximo responsable de la ONU señaló que la UE es un modelo y un ejemplo para el resto del mundo y que su «potencial unificador» es «aún más importante en el actual clima económico», por lo que Naciones Unidas cuenta con su «implicación, liderazgo y contribuciones».

En nombre de la Comunidad Andina, su secretario general, Adalid Contreras, manifestó su «profunda satisfacción» por el premio otorgado a la UE, a la que consideró «un referente importante para los procesos de integración».

Contreras opinó que se trata de «un justo reconocimiento a los esfuerzos que ha hecho la Unión Europea (…) por promover la paz, reconciliación y la unión».

También Costa Rica celebró la concesión a la UE de ese «merecido galardón» que «ennoblece la causa de la paz y la búsqueda permanente de la convivencia civilizada entre las naciones en democracia y con respeto a los derechos humanos».

«Costa Rica, un país de paz que abolió sus fuerzas armadas hace más de 60 años y es fiel defensora de los derechos humanos y del Derecho Internacional, se suma al júbilo de la UE», manifestó en un comunicado el canciller costarricense, Enrique Castillo.

Su colega de El Salvador, Hugo Martínez, felicitó asimismo a la UE por el Nobel de la Paz, al que calificó de un «reconocimiento importante» a su labor de refundación de Europa tras la última contienda mundial.

El ministro salvadoreño recordó que «Europa fue devastada por la Segunda Guerra Mundial» y que por lo tanto el Nobel «es un reconocimiento importante que se le está otorgando a todos los europeos por ese esfuerzo de refundar Europa y sobre la base de una paz duradera en el continente».

En una voz un tanto disonante, el Premio Nobel de la Paz de 1980, el argentino Adolfo Pérez Esquivel, consideró que la concesión del ese galardón a la Unión Europea no debe utilizarse para justificar acciones militares en otros continentes.

«El Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea debe ser un llamado de atención para que detengan sus injerencias militares en otros continentes», afirmó el activista, presidente ejecutivo del Servicio Paz y Justicia Argentina.

Pérez Esquivel sostuvo que el Nobel de la Paz otorgado al presidente estadounidense, Barack Obama, y el concedido hoy a la Unión Europea «no deben convertirse en una justificación del accionar de la OTAN».

En contra 

El único tono disonante de un mandatario en activo provino del presidente checo, Vaclav Klaus, conocido antieuropeísta, quien calificó la concesión del premio como «una broma pesada».

El portavoz presidencial, Radim Ochvat, señaló que la reacción de Klaus fue una «risa amarga», «síntoma de cierta decepción por la hipocresía», a la vista de que la actual UE es una comunidad «casi ilegítima» y donde «la democracia y libertad se arrugan en un rincón».

En Italia, el senador Sandro Bondo, ministro de Cultura en el Gobierno de Silvio Berlusconi, aseveró que el premio «es una expresión de hipocresía sin límites», ya que actualmente «Europa y su falsa conciencia permanece muda e inerte frente a todos los conflictos que existen en el mundo y pone en peligro la paz».

El Premio Nobel de la Paz de 1980, el argentino Adolfo Pérez Esquivel, consideró hoy que la concesión del Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea no debe utilizarse para justificar acciones militares en otros continentes.

«El Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea debe ser un llamado de atención para que detengan sus injerencias militares en otros continentes», afirEuropea no debe utilizarse para justificar acciones militares en otros continentes.

«El Premio Nobel de la Paz a la Unión Europea debe ser un llamado de atención para que detengan sus injerencias militares en otros continentes», afirmó el activista, presidente ejecutivo del Servicio Paz y Justicia Argentina.

A través de su cuenta en la red social Twitter, Pérez Esquivel sostuvo que el Nobel de la Paz otorgado al presidente estadounidense, Barack Obama, y el concedido hoy a la Unión Europea «no deben convertirse en una justificación del accionar de la OTAN».

En el mismo tono crítico hacia las acciones militares de la UE, Ludmila Alexéyeva, veterana activista soviética y rusa que también aspiraba al premio, recordó que algunos países miembros de la Unión Europea combatieron en Irak y en Afganistán.

«No entiendo que se de un premio de la paz a la UE, cuyos países tomaron parte en la guerra de Irak, en la de Afganistán y en otros conflictos», dijo hoy a Efe Alexéyeva, de 85 años.

La activista, que figuraba entre los favoritos a recibir el premio, cree que se decidió conceder tamaña distinción a los Veintisiete «como apoyo moral» a una Unión Europea en plena crisis.

«Querían ayudarles a levantar el ánimo. Parece que (la canciller alemana, Angela) Merkel se ha puesto muy contenta», aseguró, si bien añadió que no cree que el Nobel vaya a provocar un cambio radical en las políticas que pongan en marcha sus burocratizadas estructuras.

El político euroescéptico finlandés y líder del ultranacionalista partido Finlandeses Verdaderos Timo Soini felicitó a la UE por el premio, aunque aprovechó la ocasión para ironizar sobre la gestión comunitaria de la crisis del euro al señalar que «afortunadamente no le han dado el Nobel de Economía».

Soini se mostró perplejo por el hecho de que el comité noruego le haya otorgado el prestigioso galardón justo cuando la UE atraviesa una de las peores crisis económicas de su historia.

«Es muy interesante que la elección se produzca en un momento en el que la UE tiene dificultades obvias de aceptación y legitimidad», señaló y añadió que la unión económica y monetaria es un proyecto que «ha fracasado totalmente».

En Grecia, el país más castigado actualmente por la crisis económica y los programas de austeridad impuestos por la troika formada por la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional, las críticas llegaron de los partidos de izquierda y de los sindicatos, que apuntan a Bruselas como corresponsable de la caída del bienestar y la pérdida de derechos laborales.

«La decisión del Comité de Premio Nobel de la Paz es una hipocresía que ofende a los pueblos europeos en un momento en que son víctimas de una guerra no declarada a todos los derechos sociales», denunció en un comunicado Syriza, la formación de izquierdas que lidera la oposición.

En el mismo sentido se manifestó el Partido Comunista, que tildó la concesión del Nobel como «un premio a la eliminación de los derechos laborales».

Stazis Anestis, uno de los líderes de la Confederación General de Trabajadores de Grecia (Gsee), la mayor central sindical del sector privado, declaró a Efe que el premio «deja clara la responsabilidad de la UE en esta guerra económica con miles de víctimas, precisamente en el sur de Europa».

Ganadores desde 1998 

– 2012: La Unión Europea

– 2011: La presidente de Liberia, Ellen Johnson Sirleaf, la activista liberiana Leymah Gbowee y la yemenita Tawakkul Karman

– 2010: El disidente chino Liu Xiaobo

– 2009: El presidente de Estados Unidos Barack Obama

– 2008: Martti Ahtisaari

– 2007: Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático, Al Gore

– 2006: Muhammad Yunus, Banco Grameen de microcréditos

– 2005: Organismo International de Energía Atómica, Mohamed ElBaradei

– 2004: Wangari Maathai

– 2003: Shirin Ebadi

– 2002: Ex presidente estadounidense Jimmy Carter

– 2001: Naciones Unidas, Kofi Annan

– 2000: Kim Dae-jung

– 1999: Médicos sin Fronteras

– 1998: John Hume, David Trimble

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

CANABLUE SLIDE2
BANNER HOTEL MARACAS PUNTA CANA